Saltar al contenido

56% de discapacitados de España viven en pobreza extrema

56% de personas con discapacidad grave se encuentra en situación de pobreza extrema en España

El 90% de las personas con discapacidad grave vive en pobreza moderada y el 56% de ellos en pobreza extrema. Además el coste de la discapacidad puede alcanzar 77,2% de la renta de un hogar.

Estos son algunos de los datos relevantes de un estudio realizado que estime por primera vez los costes y el impacto de la discapacidad en la economía de las personas que tienen alguna discapacidad en España. Así lo informa la Confederación Española de Personas con Discapacidad Física y Orgánica (Cocemfe).

“Nuestro estudio muestra, con una metodología contrastada y comparable, lo altos que son los costes de la dependencia y lo mucho que contribuyen a aumentar la pobreza”, explicó Francisco Javier Braña Pino, investigador de la Universidad de Salamanca y autor de este trabajo publicado en la revista “Papeles de economía española”.

TE PUEDE INTERESAR  "Mírame a los ojos" es el nombre de la campaña de sensibilización sobre la discapacidad intelectual

Según el informe, el coste de la discapacidad moderada (cuando la limitación de la actividad diaria es parcial) está en torno al 40% de la renta del hogar, mientras que en el caso de personas con discapacidad severa, este coste se eleva hasta el entorno del 70%. “En general, nuestras estimaciones sitúan los costes de la discapacidad en España por encima de los observados en otros países de nuestro entorno o similar nivel de desarrollo”, señaló Braña Pino.

Para elaborar este estudio se ha utilizado la Encuesta de Condiciones de Vida (ECV) correspondiente al año 2007, que recoge información de los niveles de ingreso del hogar así como de las características sociales y demográficas de sus miembros. Los investigadores han contado con muestra total de más de 28.000 personas adultas. “De estas, aproximadamente 2.700 presentan, de acuerdo con nuestra definición, discapacidad y algo más de 2.100 pueden ser consideradas dependientes”, explicó el investigador de la Universidad de Salamanca.

TE PUEDE INTERESAR  Oscar Pistorius y sus prótesis de carbono nunca volverán a correr

Este hecho queda reconocido en los sistemas de protección social de muchos países, que conceden beneficios, ya sean gastos directos o gastos fiscales, para compensar los mayores costes de consumo asociados a la discapacidad. “En España una persona discapacitada tiene menos ayudas que en los países en que se han hecho estudios similares, excepto Estados Unidos”, indicó Braña Pino.

Fuente: www.consumer.es