Saltar al contenido

En Israel desarrollan silla de ruedas que se controla con el olfato

Silla de ruedas controlada por el olfato

En este blog hemos visto, sillas de ruedas controlada por el cerebro, otra sigue a las personas y hasta una silla que más parece un tanque.
En esta oportunidad les traemos algo totalmente diferente,. Se trata de una silla de ruedas que es controlada por el olfato que ha sido desarrollado por un grupo de investigadores del Instituto Weizmann de Israel.

Este aparato demostró ser de uso práctico para las personas con discapacidades severas en un estudio nuevo publicado en los Procesos de la Academia Nacional de Ciencias. Ya que el olfateo es generalmente el único mecanismo que perdura en la mayoría de estos pacientes, también se puede utilizar como un buen enlace de comunicación con el resto del mundo.

El control del olfateo depende de la posición del velo del paladar, el cual está enervado por múltiples nervios craneanos. Este patrón de enervación nos llevó a la hipótesis de que el olfateo podría permanecer intacto después de una lesión severa. Para demostrar esto hemos desarrollado un dispositivo que mide la presión nasal y la convierte en señales eléctricas. El dispositivo permite que el olfateo controle un activador con velocidades similares a la de la mano que utiliza un ratón con la computadora o una palanca de control con un juego de video. La resonancia magnética funcional del uso del dispositivo reveló una red neural ampliamente distribuida, lo cual permite una gran preservación luego de una lesión.

Por otra parte, el uso del dispositivo compartió sustratos neurales con la producción del lenguaje, traduciendo los olfateos en un modo de bypass prometedor para la comunicación. Es mas, los olfateos le permitieron a los participantes completamente paralizados a escribir textos y manejar una silla de ruedas eléctrica. Concluimos que la redirección de los programas motores de olfateo hacia funciones alternativas le permite al olfateo proporcionar una interfase que es rápida, precisa, robusta y de gran preservación después de una lesión seria.

Ver más sobre Sillas de ruedas

Fuente: http://www.medgadget.com/

Pin It on Pinterest

Share This