Saltar al contenido

Bono de desarrollo humano de Ecuador ¿falla en reducción de pobreza?

Bono de desarrollo humano de Ecuador ¿falla en reducción de pobreza?. El Plan Familia, que incluye una encuesta con el fin de llevar un control del buen uso de los USD 50 del Bono de Desarrollo Humano,  el Gobierno ecuatoriano trata de dar un giro desde el asistencialismo, hacia la productividad. Por ello, Doris Soli ministra de Inclusión Económica y Socia reconoció que luego de realizar las encuestas se podrá saber quiénes, de los 1,9 millones de personas beneficiarias del Bono de Desarrollo Humano, seguirán recibiendo el subsidio y a quienes se les retirará el beneficio.

Bono de desarrollo humano de Ecuador ¿falla en reducción de pobreza?
Bono de desarrollo humano de Ecuador ¿falla en reducción de pobreza?

Ahora las preguntas no solo se centran en el acceso a salud y educación de los hijos de las personas beneficiarias del Bono de Desarrollo Humano, sino que también incluyen temas como acceso a servicios básicos, estado de la vivienda, las rutas de comunicación, a qué destina el bono, entre otros.

La funcionaria de la cartera dice que “Hay formas de medir la pobreza, entre ellas, una por ingresos y, otra, por necesidades básicas insatisfechas. Nosotros consideraremos a estas segundas”.

Coincidencialmente, las líneas críticas sobre la efectividad del BDH apuntan en esa dirección: que el subsidio no ha favorecido para que los beneficiarios salgan de sus niveles de pobreza y, al contrario, muchos continúan en situaciones precarias, pese a recibirlo por más de cinco años. Tomando como ejemplo el caso de Loja, según un estudio que María Soledad Alvarado realizó para la Universidad Técnica Particular de Loja, esa provincia cuenta con un 11,64% de hogares en extrema pobreza; el BDH solo cubre al 4,1% de estas familias, excluyendo al 7,5% de hogares por la falta de información y por la ineficiencia en la selección de beneficiarios. “El BDH es un instrumento para combatir la pobreza, pero no ha logrado cumplir su objetivo de reducirla. La ayuda brindada por esta política social a los hogares pobres de la zona urbana de Loja cuenta con deficiencias palpables; dicha política ofrece educación y salud a los grupos beneficiarios del programa, pero deja de lado sus costos generados por los mismos, por ejemplo: los gastos en útiles escolares, en transporte, en alimentación que forman parte de las necesidades básicas de un individuo, creando un escenario poco alentador para el desarrollo del capital humano de estos grupos”. Por su parte, la economista Diana Altamirano, considera que saber si el bono ha sido efectivo o no para reducir la pobreza depende de la óptica que se la mire. “Claro que dar USD 50 dólares a las familias aporta para mejorar el ingreso y satisfacer las necesidades. También depende de la zona que analicemos.

En Pichincha, por ejejmplo, las madres que recibían el bono en el 2007 eran 106 450 y en el 2013 suman 68 536. Aparentemente se redujo. Pero en contraposición, hay más adultos mayores y personas con discapacidad. Lo que se está haciendo es un traslado de los pobres en varios segmentos, nada más”. Iván Coronel, de la Comunidad de Migrantes del Ecuador, asegura que hay la necesidad de que “si de verdad se quiere ayudar a la gente que ha sido víctima de una perversa y mala distribución de la riqueza, es dejar de lado las intenciones de tener controlados a los pobres para ganar réditos políticos y tomar una verdadera política de cambio, dando una oportunidad a estas personas por medio de capacitación técnica para que puedan tener su propia empresa”. En eso coincide la abogada Marcia Caicedo, quien explica que el BDH tal como está funcionando no ha permitido a las personas dejar la pobreza y, más bien, se ha incrementado el número de beneficiarios. “Quien recibe el bono tiene que convertirse en un microempresario. Hay que reformar”. Algunas cifras Anualmente, en promedio, se ha sumado un 6% de beneficiarios al Bono de Desarrollo Humano (BDH). Durante el actual Gobierno, 714 141 personas se han sumado en esta lista. Este año, el subsidio se incrementó USD 15, al pasar de USD 35 a 50. El 93% de los beneficiarios es mujer, madre de familia. Ellas tienen la posibilidad de acceder al Crédito de Desarrollo Humano. Sin embargo, no es un crédito en sí, sino el adelanto del bono por hasta dos años.

Datos del MIES y la Vicepresidencia de la República, donde pueden consultar sobre las ayudas económicas que otorga el gobierno ecuatoriano.

MIES
Web: http://www.inclusion.gob.ec
Dirección: Quito
Calle Benalcázar N4-40 entre Espejo y Chile
Contactos telefónicos:
PBX: (593)-2-2584 574
FAX: (593)-2-2584-574 ext. 836
Directorio telefónico
Horario de atención:
Lunes a viernes de 08h30 a 17h00
Correo Electrónico:
info@vicepresidencia.gob.ec

Fuente: elcomercio.com

Pin It on Pinterest

Share This