Saltar al contenido

Asesinan a una jóven con discapacidad mental en colombia

Encuentran cuerpo de jóven con discapacidad mental en Colombia

Yuri Katherine Valencia es el nombre de una joven de 19 años que había desaparecido sin dejar rastro desde el 6 de diciembre del 2012, no podría hablar y tenía problemas de movilidad en lado izquierdo de su cuerpo, en medio de su discapacidad cognitiva era una joven dulce y sonriente.

yuri-valenciaNació el 18 de febrero de 1993, debido a una falta de oxigenación de su cerebro, afectó su condición psicomotriz que la llevó a depender de su madre y sus hermanos.

La mañana del 6 de diciembre un hombre se aprovechó de que Yuri estaba sola frente a su casa, en el barrio Las Camelias, y se la llevó.

La noche del miércoles 12 de diciembre, encontraron su cuerpo sin vida en un potrero, junto a Medicina Legal. Unidades del CTI hicieron el levantamiento y asumieron la investigación.

El cuerpo de la joven estaba en proceso de descomposición y, según la madre de Yuri, Aydé Guevara Beltrán, no traía su ropa interior, lo que indicaría que Yuri podría haber sido víctima de abuso se*ual.

“El cuerpo de mi hija estaba tan mal que solo fue posible identificarla por la ropa que llevaba el día de la desaparición forzosa, una blusa estampada de flores, esqueleto, medias rosadas, zapatos de caucho blancos y un leguis azul”, dice la madre, de 46 años.

Aydé Guevara está molesta con las autoridades. Afirma que si la Policía y el CTI le hubieran prestado atención a su clamor para la búsqueda de la joven el mismo día de su desaparición, ella “no estaría muerta”.

Sin impunidad

Aydé Guevara, en medio del drama de perder a su hija, acompañaba el jueves a los investigadores del CTI a recorrer las calles del barrio Camelias y los alrededores de Medicina Legal a recoger pistas sobre el homicida de Yuri Valencia.

La mujer considera que ese trabajo de investigación se debió hacer el mismo día de la desaparición.

“Ese día -6 de diciembre- salí a pedir ayuda al CAI del Popular, pero allá me dijeron que tenía que ir al CTI, y en el CTI me dijeron que debía ir al otro día, ni en el primero ni en el segundo día recibimos el apoyo de la Policía, ahora pido que no haya impunidad, que encuentren al asesino de mi hija”, dice Guevara.
Ante los rumores de que a su hija la había raptado un indigente, Aydé, acompañada de sus otros hijos, salió a buscarla en las ‘ollas’ de la ciudad. “Estuvimos con carteles en la ‘olla’ del Popular, Villa Suárez, Santa Fe, Brisas, La Reliquia. En la noche salí en la moto, les dimos plata a los indigentes para que nos avisaran, pero nada”, recuerda.

La búsqueda

El coronel José Javier Vivas, comandante de la Policía Metropolitana, dijo entender el dolor de la familia, pero aseguró que sus hombres sí trabajaron.
“Desde el primer día que desapareció y nos informaron, el coronel (Fernando) Arteaga se entrevistó con la familia. Estuvieron buscándola por varios barrios, con vecinos y hasta con el helicóptero estuvieron revisando los caños, se le informó el Gaula y a la Sijín”, afirmó Vivas.

Agregó que la información de la familia sobre lo que había pasado era confusa.

Fuente: eltiempo.com

Pin It on Pinterest

Share This