Más de 33.000 discapacitados han usado el Punto Accesible de las Playas de Valencia

Valencia, 15 jul (EFE).- Un total de 33.843 personas con diferentes tipos de discapacidad han utilizado los servicios de los Puntos Accesibles de las playas de Valencia desde que se instaló el primero en 1997, que fue utilizado por 512 personas, según ha destacado hoy la alcaldesa de Valencia, Rita Barberá.

Durante una visita al punto accesible de la playa del Cabanyal, Barberá ha destacado “la evolución” de los usuarios de estos servicios, que actualmente se encuentran ubicados en las cuatro playas de Pinedo, El Saler, Cabanyal y La Malvarrosa reconocidas estas dos últimas con la norma ISO de accesibilidad universal.

El programa de ayuda al baño del discapacitado, puesto en marcha por el Ayuntamiento en 1997 en colaboración con la ONCE, permitió la puesta en marcha del primer punto accesible ese año en el Cabanyal, y posteriormente, se instalaron en La Malvarrosa (2003), Pinedo (2004) y El Saler (2009).

Estos puntos accesibles cuentan con 23 ayudantes sociales, un encargado, un coordinador y un responsable técnico del programa y entre otros servicios, ofrece ayudas con transporte público especial, estacionamientos particulares, acera, paseo marítimo y arena con una pasarela sin barreras y zona reservada y delimitada.

En esta zona reservada hay una caseta con duchas y vestuarios adaptados, toldos, sombrillas y parasoles, mesas y hamacas, camillas y sillas de ruedas, además de sillas y muletas anfibias, elementos de flotación o grúas de levantamiento y arnés.

Hay pasarelas adaptadas con los bordes pintados de azul para delimitarlos y diferenciarlos de la arena, acercamientos adaptados hacia los lavapiés y duchas con silla, así como bandas de dirección y encaminamiento hacia el punto accesible desde las paradas de los autobuses y cuadernos de información en sistema braille.

Existen cordadas de boyarines que permiten a los discapacitados visuales bañarse con autonomía y seguridad a través de unas guías de boyas que, a través de un dispositivo como un reloj, activa una señales acústicas que “funcionan como guía” para los invidentes en su recorrido hasta el agua y les indican también la profundidad.

“Fuimos pioneros en el año 97 con el primer punto accesible para el baño y lo hemos sido con este sistema acústico que facilita la independencia y facilidad de movimientos de los invidentes”, ha destacado Barberá.

Como novedad para el verano de 2010, el programa de ayuda al baño para discapacitados amplía su servicio desde el 1 de julio hasta el 15 de septiembre.

Fuente: ABC.ES

Temas relacionados


Deja tu comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked *

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.

Share This